Saltar al contenido

Medicinas que se usaron para contrarrestar el MERS-CoV

mayo 11, 2020

El Coronavirus no se trata de un solo virus ni mucho menos. Este patógeno es una amplia familia que comprende varios tipos de virus que han aparecido en escena con el transcurso de los años.

Uno de ellos apareció en el año 2012 y fue el MERs-CoV. Conocido popularmente como síndrome respiratorio de Oriente Medio, este virus trajo como resultado más de 2500 infectado y 871 fallecidos, el 80% de ellos en Arabia Saudí, donde surgió.

Remdesivir

A pesar de los esfuerzos que se realizaron durante y después de la propagación de esta enfermedad que afectó a más de 20 países, no se ha podido encontrar una vacuna o antídoto efectivo para neutralizarlo.

Mientras el brote se desarrollaba entre 2012 y 2013, los especialistas médicos acudieron a distintas medicinas para contrarrestar el MERS-CoV, pero poco fue el éxito que encontraron para combatir esta enfermedad, cuya tasa de mortalidad era del 30%. Los métodos de tratamiento del momento se basaban en atender las complicaciones que surgían a partir de la enfermedad, no para el virus en específico.

Uno de los fármacos utilizados para el MERS-CoV fue el oseltamivir. Este antigripal se usa para el tratamiento infecciones por influenza, tanto en niños y adultos.

Otros agentes como la clorpromazina, la cloroquina, la loperamida, ciclosporina, lopinavir y el ácido micofenólico, también se probaron el laboratorio contra este virus, aunque no se comprobó su efectividad directamente en los humanos.

La mezcla del interferón alfa-2b con la ribavirina también tuvo resultados positivos en animales con este virus. Sin embargo, cuando se aplicó en humanos que se encontraban en una situación crítica, esta combinación no tuvo efecto alguno y todos ellos terminaron muriendo.

Como se puede ver, los especialistas en ese momento acudieron sin éxito claro a diversos métodos para combatir este MERS-CoV. No obstante y para sorpresa de muchos, con el pasar de los años surgió otro fármaco, el cual tenía una respuesta positiva ante el virus, contribuyendo así a controlarlo.

Remdesivir

Otro de los medicamentos utilizados fue el remdesivir. Este fármaco fue desarrollado por la estadounidense Gilead Sciences que sirvió como agente de ataque contra el virus Ébola, surgido en África en el año 2014 que tuvo más de 28 mil casos confirmados y 11 mil muertes en 10 países, cuatro de ellos fuera del continente africano (Estados Unidos, España, Italia y Reino Unido).

De acuerdo al New England Journal of Medicine de EEUU, el remdesivir se utilizó en un paciente estadounidense, quien lo tomó en el séptimo día con la enfermedad. Horas después empezó a mostrar una mejoría y los síntomas poco a poco se fueron desvaneciendo.

Según la publicación, esto se debe a que el remdesivir “imita uno de los bloques de construcción naturales para la síntesis de ARN necesarios para la replicación del genoma del virus. Según los investigadores, el virus no ha podido replicarse luego de que el medicamento se haya incorporado a la cadena de ARN en crecimiento.

Sin embargo, a pesar de su buena respuesta no sólo con el MERS-CoV sino también con SARS, el remdesivir aún no es aprobado para su utilización en ningún país.