Saltar al contenido

¿Existe una vacuna o cura para el Sarampión?

mayo 11, 2020

En la actualidad no existe un tratamiento antiviral que elimine por completo el virus del sarampión, a pesar de existir vacunas, estas solo evitan un contagio, más no garantizan el 100 por ciento de la inmunidad, aunque no existen casos de personas ya inmunizadas por vacuna, que vuelvan a padecer de la infección, se debe tener en cuenta que siguen haciéndose pruebas por la evolución de dicha enfermedad.

Las mayores complicaciones de la enfermedad pueden evitarse llevando un tratamiento que se apoye de una buena nutrición, suficientes líquidos y tratamientos contra la deshidratación. La OMS recomienda que aquellos pacientes ya infectados con sarampión, lleven un tratamiento que ayude a reponer los líquidos y nutrientes que se pierden por los síntomas de diarrea y vómito.

sarampion

De igual forma durante esta enfermedad, al individuo se le debe suministrar una cantidad, apropiada según la edad, de antibióticos que ayuden a tratar la neumonía, o que prevengan el avance de la enfermedad para que no resulte en síntomas secundarios o secuelas de la infección.

Suplementos y vitaminas

Debido a que hay países que aún se encuentran en desarrollo, estos son los que presentan mayor cantidad de casos de sarampión al año, por ende, mayor tasa de mortalidad infantil, estos deben tomar medidas preventivas, como la aplicación en dosis de vitamina A, dicha vitamina se aplica en dos suplementos, y en un lapso de 24 horas entre uno y otro.

Este tipo de tratamiento ayuda a que se eleven los niveles de VA, los cuales bajan considerablemente durante el proceso de la enfermedad, incluso en niños que si llevan una buena dieta, por lo que, a todo niño o niña que padezca de esta enfermedad, se le debe ayudar con tratamientos que eviten lesiones post infección, como la ceguera u otras patologías.

Cómo prevenir el sarampión

A través de vacunas sistemáticas contra esta enfermedad, las mismas deben ser aplicadas desde una edad temprana, esta medida sumada a campañas de inmunización masiva, son estrategias que pueden seguirse para llevar una buena salud pública, el conocimiento y la ayuda colectiva son esenciales a la hora de tratar con brotes de enfermedades e infecciones.

Las mismas reducirán la mortalidad mundial causada por sarampión e incluso por otro tipo de infecciones, en la actualidad se cuenta con una vacuna, “MVCV” la cual ofrece un especie de protección contra dicho virus, pero no es directamente para este, sino también para otras enfermedades, siendo que abarca desde el sarampión hasta la rubéola y la parotiditis.

Dicha vacuna es eficaz y económica, la misma se debe aplicar en niños por medio de dos dosis, gracias al uso de esta se han calculado grandes avances médicos que tienen como objetivo, frenar la propagación de dichas enfermedades, a pesar de que no elimina por completo la infección, sigue siendo la mejor opción y una buena base hacia la eliminación completa del virus en todo el mundo.

Alrededor del 15 por ciento de los niños no adquiere inmunidad con una sola dosis, por lo que es importante que se le administren ambas; estudios indican que para el año en el que se implementó este tratamiento, en 2002, existía un 72 por ciento de la población infantil a la que se le había dado esta vacuna antes de cumplir un año de vida. En vista de que una primera dosis no era suficiente, a partir del 2012 se implementó que de forma obligatoria se debía cumplir con ambas dosis, entonces el porcentaje de niños a los que se les había administrado la vacuna fue de 84 por ciento, reduciendo la tasa de mortalidad en un 50 por ciento